VINO NUEVO EN RECIPIENTE NUEVO

VINO NUEVO EN RECIPIENTE NUEVO

Y nadie echa vino nuevo en odres (recipientes) viejos; de otra manera, el vino nuevo romperá los odres y se derramará, y los odres se perderán. Mas el vino nuevo en odres (recipientes) nuevos se ha de echar; y lo uno y lo otro se conservan. Lucas 5:37–38 El texto nos dice que no podemos comenzar a introducir proyectos nuevos, metas nuevas o sueños nuevos en mentes viejas, en sistemas antiguos o métodos prehistóricos. Lo nuevo debe ser colocado en lo nuevo, para que traiga bendición y al comenzar este año, debemos ser renovados y transformados para dar lugar a lo nuevo de Dios.

Mensajes en esta serie
Sáb, Ene 07, 2017
por Rev. David Matczenko
39:23